Concluye el II Reto Saludable del IES Los Albares

concluye-el-ii-reto-saludable-del-ies-los-albares

Acaba de finalizar la segunda edición de una de las actividades más complejas e innovadoras que se realizan en el instituto ciezano: el Reto Saludable

Crónicas de Siyâsa/IES Los Albares

El concepto de reto hace referencia a un objetivo difícil de alcanzar, que supone un desafío para quién lo afronta. En este caso, el Reto Saludable del IES Los Albares “lo que trata de lograr es enfrentarse al desafío de estar durante dos semanas sin ingerir ningún alimento ni bebida procesados”, apuntan fuentes del centro educativo.

Según las citadas fuentes, “la industria alimentaria bombardea en la actualidad a los consumidores con una gran cantidad de productos y bebidas procesados, cuyo consumo se evidencia de día en día como perjudicial para la salud. Son productos que contienen muchísimo azúcar, gran cantidad de sal y aceites refinados, así como aditivos, conservantes y otras sustancias que se está comprobando que son nocivas para el ser humano”. Por tanto, para fomentar una alimentación saludable, desde el IES Los Albares, “se intenta que alumnos y profesores se enfrenten al desafío de no tomar nada procesado o ultraprocesado durante las dos semanas que dura este, adquiriendo así conciencia de los beneficios que conlleva tener una alimentación saludable”.

Dentro de los alimentos se consideran tres tipos: los ultraprocesados (cacaos solubles, bollería industrial, carnes procesadas, harinas refinadas, aceites refinados, refrescos industriales, zumos azucarados…), que suelen ser los que llevan más de cinco ingredientes en su composición;  los buenos procesados, que son alimentos que han sufrido un mínimo proceso y que están cercanos a una alimentación saludable, como los congelados, los encurtidos, las legumbres cocidas, los pescados en lata, las harinas integrales y el pan integral; y los alimentos reales, que son los que no se han modificado desde el alimento original, como el pollo, la leche entera, los huevos, las frutas, las verduras y los frutos secos.

Además de este reto en alimentación, que ha sido el principal objetivo del reto saludable, el instituto propuso otras actividades complementarias para fomentar también hábitos saludables. Una de ellas ha sido la charla sobre alimentación climariana que desarrolló Jesús Pagán,  fundador y directivo de la asociación Foodtopía, y que se desarrolló el 16 de octubre coincidiendo con la celebración del Día Mundial de la Alimentación y del Día Mundial del Pan. Otra, el taller de pan integral que se realizó en la Panadería Manolo, sita en la calle Arquitecto Muguruza, “a la que hay que agradecer su colaboración en la actividad, y donde se utilizaron harinas 100% integrales y también harinas de espelta y centeno”. Otra actividad consistió en el reparto de fruta fresca durante los recreos de martes y jueves, fruta que fue donada por las empresas El Ciruelo y Thader.

Finalmente, el sábado 26 de octubre, se realizaba una ruta de senderismo por los alrededores de Cieza en la que el almuerzo consistió en pan integral, fruta y agua, donados por las tres empresas mencionadas. Pero además, a los alumnos y alumnas participantes se les han tomado las medidas de presión arterial, concentración de oxígeno en sangre, peso y altura una vez por semana. Igualmente, se va a realizar una visita a una almazara para que el alumnado conozca de primera mano el proceso de elaboración del aceite.

Por último, se ha intentado superar entre todos los participantes el millón de pasos durante la duración del Reto.

Varios departamentos, además del de Educación Física, han participado en este II Reto Saludable. El departamento de Sanidad ha ido registrando los datos antes mencionados una vez por semana a los alumnos, mientras que el departamento de Comercio ha colaborado con sus alumnos repartiendo la fruta y diseñando la cartelería. Por su parte, el departamento de Administración ha colaborado con la gestión de las donaciones de fruta por parte de algunas de las empresas donde los alumnos hacen prácticas, concretamente las ya mencionadas: El Ciruelo y Thader.

Sin lugar a dudas, “es una magnífica iniciativa que se espera se repita en próximos cursos”, concluyen desde el centro educativo.

 

 

Compartir esta noticiaShare on FacebookTweet about this on Twitter

Escribir un comentario