La Fiscalía solicita 4 años de prisión para el conductor del autobús que causó 14 muertos en Cieza

fiscalia-solicita-4-anos-prision-conductor-autobus-causo-14-muertos-cieza
   Imagen de Cieza.es

El fiscal ha pedido cuatro años de prisión para el conductor del autobús que en noviembre de 2014 se precipitó por un desnivel en la Venta del Olivo en un accidente que causó la muerte de catorce pasajeros y heridas a otros 42

Crónicas de Siyâsa/Cieza.es/EFE

El escrito de conclusiones provisionales de la Fiscalía atribuye a este conductor, N.V.G., catorce delitos de homicidio por imprudencia y 42 delitos de lesiones igualmente por imprudencia.

Señala el representante del ministerio público que el acusado, que regresaba con los accidentados, todos ellos, vecinos de Bullas de regreso de Madrid, abandonó la A-30 para acceder al carril de desaceleración que conduce hacia la población murciana de Calasparra. Según la acusación estatal, la maniobra la hizo con olvido de las más elementales normas de prudencia, lo que posibilitó que perdiera el control del autobús, que acabó precipitándose por un desnivel.

Por sentencia de la Audiencia Provincial de Murcia del pasado octubre, N.V.G. recuperó el carné de conducir, que tenía retirado desde el día del accidente. A ello se había opuesto el Juzgado de Instrucción de Cieza que ha investigado los hechos, pero el tribunal de la Audiencia declaró que no había causa suficiente para que no se le devolviera el carné.

La sentencia se basó para ello, entre otras circunstancias, en el tiempo transcurrido desde el accidente mortal y en que con anterioridad este conductor no había sufrido ningún otro siniestro. Para los magistrados, el riesgo que se corría con la devolución del carné era tan mínimo que no justificaba el mantenimiento de la cautela tenida en cuenta para acordar la retirada del mismo.

También se refirió a que su medio de vida es la conducción, para añadir que el mantenimiento de la retirada del carné de conducir por más tiempo podría ser una anticipación de la ejecución de la pena.

 

 

Compartir esta noticiaShare on FacebookTweet about this on Twitter

Escribir un comentario